12 jul. 2011

Entraste silenciosamente

Cuando dejes entreabierta la puerta
que mantiene escondido tu corazón,
entrare con sigilo y lo uniré al mio
en una eterna caricia,
y de allí en adelante seremos uno.
Uno con la vida.
Amor que llega,
sin hacer notar su presencia.
Amor que se acepta
con alegría,
y el alma plagada de sueños
por compartir.
Gracias por venir,
bienvenido a mi mundo,
te colmare de besos en exceso,
de caricias cálidas.
Te llamare en un susurro Te amo,
y en un eco en mi interior
resonara tu respuesta ansiada.
Juntos haremos camino al andar,
subire montada en tus brazos
a la eternidad.
Enamorados del destino,
agradecidos por habernos unido.


No hay comentarios:

Publicar un comentario