13 abr. 2012

Entrego todo lo que soy doy con mis palmas abiertas el alma al descubierto y dentro de mi pecho el ideal pensamiento de encontrarme al abrir la mirada, con una perspectiva renovada acerca de lo que es propio o acertado para retomar nuevamente el camino hacia la felicidad. Y aunque mis palabras se tornen redundantes a tu vista es el sentir que lo diferencia, cada momento, cada instante, cada segundo es irrepetible en el tiempo y jamas existe la posibilidad ni propia de la imaginación de volver a presenciar el mismo pasaje de la vida. Todo se renueva y encontramos en cada paso algo que nos deleita a los sentidos, un nuevo abrazo, una nueva amistad, un reencuentro... un amor quizás. Así como me presento me doy a la voluntad de los dioses, para que interpreten ante tu presencia la obra imaginada en todas las palabras hasta hoy marcadas en el espacio compartido. Y si te sientes identificado o alguna marca presenciada es compatible o quizás apenas perceptible, es que mis frases no han sido banales, han creado un puente hacia lo lejano, acercando cada uno de los sentidos, empatizando a través de las emociones dejando de lado diferencias aburridas. Tan solo soy un espécimen nocturno que se refugia del tumulto del día, en los silencios, entre penumbras, que nada ni nadie rompa el cristal imaginario dentro del cual me cobijo de todo aquello que pueda perturbar el momento propicio de armonía, calma y sosiego. Me entrego a los cielos y descalza camino en la tierra, vibrando la vida a través de mis raíces, dejando que fluya el destino la energía vital , cada respiro. Somos amigos de los riesgos que contraemos al nacer, y con el correr del tiempo crecemos con la capacidad de tener la fortaleza y la fe para enfrentarnos a la vida, y cumplir con nuestro destino. Se feliz, mi amigo. Que nada ni nadie te impida conseguir lo que mas anhelas; has de tus sueños el guía, y de tu estrella, la compañera fiel, la luna, el sol, las nubes, el viento, la tierra te darán lo que necesitas a tu paso. Las herramientas para extraer de tu interior, la esencia de la vida. Nutre tu destino. Has valer cada uno de tus suspiros. Se feliz. Namaste

No hay comentarios:

Publicar un comentario