13 abr. 2012

Encadenada a un recuerdo que se deshace en pedazos, derramada en mil lagrimas tratando de envolverme en el olvido o tal vez en una dulce melancolía. Tener en mi memoria el abrazo de tu cuerpo el sabor de tus labios, embrujada a tus besos. Respetando los silencios, las soledades, escuchando la noche. Atrapada en la mitad de una historia, incapaz de adueñarme de un destino ya concluido donde no tengo nada que perder. Solo aprender en la paciencia prendida de tu mirada con esta felicidad que crece sintiendo próximo el acontecimiento anhelado, caer rendida en el deseo de satisfacer cada sentido. Y respirar de tu aliento cerrar los ojos y verte con la piel. Dejar detrás la sombra de lo que fue y llevar la vida a una justa salida y vivirla a pleno. A tu lado ser... tu amada... tu mi amante. Se feliz. Namaste-

No hay comentarios:

Publicar un comentario