7 may. 2012

Uno desconoce el poder inmenso del alcance de las palabras y en donde moran a su llegada. Uno esta lleno de tantas preguntas que las letras se vuelven torpes y el corazón se deja llevar por el impulso del amor de la emoción contenida. Se siente tanto placer al sentir libre los pensamientos, el corazón se manifiesta y hace fiesta, viendo como danza el alma como si bailase con la brisa, al compás de la melodía de la vida. Las respuestas van llegando a medida que sepan interpretar y sentir cada frase, como brotada de la vida propia. Sin mascaras, ni discursos releídos, es el corazón mismo quien anticipa lo escrito. Sello mi destino en cada palabra de lleno a caber en cada puerto recibido. Namaste- "Manzy"

No hay comentarios:

Publicar un comentario